“El Champagne las pone mimosas” en el Teatro Premier

Gerardo Sofovich hizo un sinfín de éxitos tanto en televisión como en teatro. Pero si hablamos de comedias efectistas y exitosas, “El Champagne las pone mimosas” figura en el podio. Luego del fallecimiento del director, su hijo Gustavo Sofovich decidió hacer del Teatro Premier un museo “a la manera de Gerardo”. Al ingresar al hall se puede ver una enorme cantidad de fotos, videos, premios y pertenencias de Sofovich de toda la vida.

Al comenzar a planear el regreso de la comedia, Gustavo junto a Martín Kweller decidieron que el personaje principal que lo hizo alguna vez Nazarena Vélez, Flor de la V o María Rosa Fugazot en otras versiones, iba a quedar en manos de Jey Mammon. “Estelita” como personaje es funcional y efectivo. Tiene chistes exactos y logra ganarse al público desde las primeras escenas. Junto a él está en el elenco el histórico Tristán. Desde su primera aparición también cosecha carcajadas y suma que forme parte del staff, ya que siempre fue uno de los actores favoritos de Sofovich.

Nazareno Casero es una revelación en este tipo de comedias. Sin duda es el nombre que más sorprendió a la hora de confirmar al equipo, pero también es uno de los que más rinde. Juega en escena, se divierte, divierte al público y no para de sorprender. Uno de los grandes momentos es cuando se disfraza “de mujer”, la gente le agradece su trabajo en los aplausos finales. Virginia Gallardo viene hace años haciendo diferentes obras, pero sin duda esta es la consagración como actriz. Casi todo el tiempo en escena, con un escultural cuerpo como nos tiene acostumbrados, la correntina sostiene un personaje divertido, sexy y contundente hasta el final.

Belén Francese nunca falla. Apenas pisa el escenario la gente ya se ríe, hable o no. En este caso se da el gusto hasta de cantar ante el público y despierta risas por doquier. Una comediante histórica para “El Champagne…”, porque es la única que ya había trabajado en otra versión pero con diferente personaje. Gisela Bernal también tiene momentos efectistas. Un picante striptease la muestra escultural y agradecida por la platea masculina de la sala del Premier. Si bien no tiene un personaje muy grande en la comedia, lo que hace está perfecto, y mantiene una complicidad importante con algunos compañeros.

“Gran Hermano 2015” puso a sus dos finalistas en el escenario. Francisco Delgado es otra revelación de la comedia. En un rol grande sorprende con su actuación, no parece que sea su debut como actor.  En su caso se nota mucho el trabajo como directora de Reina Reech, quién aconsejó a los exhermanitos durante todos los ensayos. Además, la platea femenina le agradece que haga gran parte de la obra en boxers. Esto demuestra que con carisma y ganas las cosas salen. Lo mismo pasa con Matías Schrank, quién tampoco nunca antes había participado de una obra teatral, divierte al público y logra canalizar el humor que mantenía dentro de GH, pero esta vez en teatro. Una comedia para toda la familia, y con un sentido homenaje al gran Sofovich segundos antes de comenzar la función, hacen que sea más que recomendable. Una historia que hay que ver.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *