“UP, la fórmula de la felicidad, en el Cultural San Martín

Ella tan dulce. Ella tan bella. UP. Ella te abraza. Ella te consuela. UP“, comienza sonando en los primeros instantes de “UP, la fórmula de la felicidad“, en el Cultural San Martín con una imponente banda en vivo. Un musical distinto, joven, transgresor y reflexivo. Alejandra Rubio escribe y dirige una revolución para los jóvenes.

Una fiesta entre amigos que parecía venir bien, cambia radicalmente con la llegada de UP, una droga muy particularProvoca tentación, garantiza felicidad, y bajo el alcohol y la música enloquecedora, estos 11 jóvenes van a irse distintos a cómo llegaron. Con los sentimientos a flor de piel, “UP” es un espejo de los adolescentes actuales. Las impecables coreografías de Matías Napp engalanan la función, y hacen que los 11 protagonistas se luzcan en todas las canciones. La imagen puede contener: 13 personas, personas sonriendo, personas de pie y noche

Alan Madanes se pone en la piel de Jota, el protagonista del musical, y te lleva a los lugares más altos del show. Con una fuerte pisada escénica dentro de una puesta muy dinámica, alegre y particular, baila, canta y actúa con todo su cuerpo, demostrando una vez más, que brilla en cada proyecto que participe. Josefina Pieres conmueve con su interpretación de Ana, una hermosa y sexy adolescente. La carrera de Josefina está en constante crecimiento y con “UP” vuelve a destacarse.

Facundo Posincovich interpreta a Francisco. Un versátil actor que da sus primeros pasos en el musical, y logra componer un gran personaje. Su “Fran” pasa por varias etapas diferentes dentro del musical, y hace que pueda personificarlo de distintas maneras. Tanto él como los demás actores, tienen un enorme trabajo corporalmente hablando, lo que demuestra una gran dirección por parte de Rubio. Bruno Coccia es Santo, y tiene uno de los momentos musicales mejor logrados. Con una voz impresionante y una presencia ideal para su rol, logra conmover. Bianca Cuscuna le da vida a una magistral Helena. Con tan sólo 18 años se lleva una de las actuaciones más sentidas de “UP“. Su personaje sufre, y ella transmite exactamente cada sentimiento, acompañado de una gran voz a la hora de cantar.

Lisandro está personificado por el genial Nahuel Quimey Villarreal, que si bien ganó el Premio Hugo como revelación masculina en 2016, vuelve a revalidar su título de artista con una impecable actuación, y un personaje a su medida. Agustín Daulte es Leo, uno de los personajes claves de la historia. Distinto para algunos, especial para otros. Su rol difícilmente podría ser para otro actor, ya que lo hace tan suyo que impacta. Jimena Maiorano interpreta genialmente a Nina. Con una voz increíble, hace que su personaje tenga grandes momentos junto a Santo, y un importante destaque personal a nivel vocal.

En el caso de Gina Machta (Emilia), también engalana el espectáculo con su talento vocal y pisada escénica. Candela Redin es Majo, otra muy buena actriz que tiene grandes lucimientos vocales dentro del musical. Lo mismo sucede con Laura, interpretado por Manuela Vieites, otra gran cantante y actriz, que con su jugado personaje, completa los 11 artistas que brillan en un emblemático escenario. Una historia donde el amor, el sexo, la música y la amistad, es fundamental. 

 

“UP, la fórmula de la felicidad” se presenta los viernes y sábados a las 20 en El Cultural San Martín (Sarmiento 1551).

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *